Mes: febrero 2021

25/02/2021

La seguridad es la capacidad de una organización de gestionar el cambio

La seguridad no es la ausencia de accidentes, es la capacidad de la organización para gestionar el cambio, y, para ello, es necesario tener previstos los posibles cambios para que afecten lo menos posible a la organización.

18/02/2021

ALCOA: Cómo un software fue una de las claves para afianzar un proyecto de liderazgo en seguridad

Uno de los mayores casos de éxito de liderazgo en seguridad es el de Paul O’Neill en ALCOA. O’Neill demostró que la seguridad puede transformar a toda una organización, y lo hizo apoyado por un software.

11/02/2021

Las visitas de seguridad comportamentales

Las visitas de seguridad comportamentales son una herramienta para conseguir la implicación y la participación del conjunto de la organización para impulsar la evolución de la cultura preventiva.

Muy similares a las OPS, centran su atención principalmente en aspectos comportamentales de los trabajadores o trabajadoras observados, realizándose en este caso por parejas.

Este tipo de herramientas permite comprender mejor las maneras de hacer de las personas observadas durante el desempeño de su actividad. Además, contribuyen a consolidar la cultura de seguridad de la organización al garantizar la participación activa de las mismas y potenciar su sensibilidad para detectar situaciones potenciales de riesgo.

Objetivos

  • Hacer más visible el liderazgo en seguridad y salud y la cultura preventiva.
  • Implicar al personal en la resolución de problemas.
  • Aportar feedback a las personas que desarrollan tareas.
  • Recoger feedback de las personas observadas.
  • Mejorar la percepción del riesgo de las personas.
  • Consolidar buenas prácticas.
  • Incrementa el conocimiento acerca de las actividades desarrolladas.
  • Concienciar y sensibilizar sobre comportamientos inseguros.

¿Cómo se realizan?

La realización de las visitas de seguridad comportamentales conlleva las siguientes acciones:

  1. Formación previa de las personas que van a realizar las visitas de seguridad comportamentales.
  2. Creación de las parejas de observación en base a los criterios de la empresa.
  3. Selección de tarea a observar. En función de la tarea, se asignará el perfil de pareja que realizará la observación.
  4. Visita de seguridad comportamental del puesto donde se desarrollan la tarea o tareas a observar. Primero se realiza una observación global del puesto para ir profundizando después en los detalles en materia de seguridad y salud.
  5. Diálogo: finalizada la fase anterior, es el momento de iniciar un diálogo constructivo y efectivo con la persona observada, con objeto de reforzar los comportamientos positivos y hacer reflexionar sobres las posibles oportunidades de mejora.
  6. Compromiso: cuando el dialogo finaliza llega un momento clave, intentar conseguir un compromiso de mejora con la/s persona/s observada/s.
  7. Registro: al finalizar, se recomienda registrar la visita de seguridad comportamental, más abajo indicaremos un modo muy útil.

Errores más comunes en su implantación

  • Interrumpir la tarea durante la observación (salvo en casos donde exista un potencial de riesgo evidente).
  • Aunque no es recomendable realizar fotografías, si fuera necesario realizarlas para comprender mejor la problemática detectada, deberá hacerse tras la observación.
  • No potenciar los puntos fuertes y centrarse solo en el momento “corrección”.
  • No cerrar el compromiso. Es fundamental conseguir que la persona asuma el compromiso como parte de su día a día.

Herramientas informáticas

SmartOSH es una aplicación de PrevenControl preparada para llevar a cabo el registro de estas visitas de seguridad comportamentales de forma digitalizada. Como indicábamos, siempre es recomendable registrar con posterioridad a su realización, aunque utilizar la aplicación de común acuerdo con la pareja de observación puede facilitar:

  • El recordatorio de las visitas comportamentales para establecer cierta rutina.
  • El registro del diálogo entre las parejas de observación, con posibilidad de grabar y/o transcribir la conversación.
  • La realización de fotografías para ilustrar mejor la tarea observada.
  • La posibilidad de firmar ambos el compromiso en la propia aplicación, como refuerzo del mismo.
  • La explotación posterior de los datos extraídos de las tareas y situaciones observadas.

Si estás interesado en aplicar estas herramientas en tu organización, contacta con nosotros.

04/02/2021

Convertir los datos en conocimiento

La situación actual ha puesto de manifiesto la importancia de una gestión adecuada del dato dentro de las organizaciones. Vemos continuamente cifras relativas a la COVID-19: número de afectados, ratios por habitante, curvas de tendencia… Datos que nos sirven de referencia para evaluar el grado de avance en la pandemia y las acciones a desarrollar.

En estos tiempos donde la digitalización ha llegado para quedarse, los datos son el petróleo del siglo XXI. ¿Por qué? Porque nos permiten analizar múltiples facetas dentro de las organizaciones además de detectar oportunidades de mejora. Lo bien indicaba Lord Kelvin:

“Lo que no se define no se puede medir. Lo que no se mide, no se puede mejorar. Lo que no se mejora, se degrada siempre.”

LORD KELVIN

En consecuencia, si queremos hablar de una gestión del dato adecuada, no debemos olvidar los planteamientos del Dr. Russell Ackoff. Mediante la pirámide del conocimiento (también llamada Jerarquía DIKW o DICS), nos traslada la necesidad de filtrar la información para poder ascender de los datos al conocimiento dentro de nuestras organizaciones.

Grafismo sobre la jerarquía del conocimiento
Grafismo sobre la jerarquía del conocimiento

¿Por qué es tan importante tener en cuenta este planteamiento? Porque muchas veces, en materia de Seguridad y Salud, estamos acostumbrados a medir eventos ya pasados sin establecer unos mecanismos adecuados que nos permitan adquirir el conocimiento adecuado dentro de la organización. ¿El motivo? No todas las organizaciones tienen una cultura preventiva ni una cultura del dato adecuada.

1. Proceso de captura de datos

Para ello, en primer lugar, se debe establecer una estrategia de captura del dato adecuada. La tecnología actual permite, gracias al uso de apps o dispositivos móviles, una captura eficaz de todos los datos preventivos en el lugar donde ocurren: registro de inspecciones y observaciones de seguridad, accidentes, incidentes… Se pueden registrar de forma fácil y sencilla con la consiguiente mejora en tiempo y eficiencia. Se evita papeleo innecesario y aumenta de forma indirecta la productividad.

2. Análisis y verificación de datos

En segundo lugar, una vez que tenemos los datos, hemos de conseguir convertirlos en información útil para la organización. Saber que tenemos un número determinado de accidentes, que hemos realizado un número de inspecciones… no aportan información de por sí. Debemos buscar indicadores que aporten información relevante, que sean fácilmente comparables, que no estén contaminados por otros datos y que sirvan a la organización. Hablar de índice de frecuencia, porcentaje de inspecciones realizadas sobre el total de la plantilla, ratios de accidentes con baja versus los sin baja, el índice de absentismo… Como ves, son indicadores más útiles que los números absolutos.

Por tanto, es evidente que la información permite resolver preguntas claves dentro de la organización. ¿Cuánto ha descendido nuestro índice de frecuencia respecto al año anterior? ¿Qué porcentaje de trabajadores no dispone de formación de riesgos laborales? Son solo algunos ejemplos de preguntas claves que nos debemos plantear de cara a mejorar nuestra organización en materia preventiva.

En esta fase, no sólo es importante realizar esas agrupaciones de datos, sino también establecer mecanismos adecuados para verificar que la captura de datos es adecuada. Por ejemplo, en los sistemas de captura de datos que usamos, ¿Existe un sistema de registro de los cambios?, ¿Tenemos un sistema para detectar las variaciones? ¿Se identifican claramente las personas que realizan las acciones? Y un largo etcétera.

3. Convertir los datos en conocimiento

En tercer lugar, a medida que avanzamos en la captura de datos de forma eficiente y en extraer la información de forma adecuada, tenemos que transformar esa información en conocimiento. Para ello, una pieza clave es la experiencia, bien interna, bien mediante asesoramiento externo. Las variaciones que hemos tenido de número de inspecciones, ¿Es porque hemos variado el número de trabajos?, ¿Ha habido variaciones en el proceso productivo que nos pueden afectar?, ¿Existe un cambio normativo?, etc. Responder a preguntas similares a estas nos ayudará a poner en valor los datos obtenidos.

En conclusión, la sabiduría llegará cuando combinemos el conocimiento con las posibles soluciones que podemos implantar para mejorar nuestros indicadores. ¿Qué acciones debemos desarrollar para mejorar nuestros indicadores? ¿Necesito reforzar la formación en base a los últimos accidentes ocurridos? ¿Qué zonas tienen mayor número de inspecciones con deficiencias? ¿Hay relación entre el número de accidentes y las inspecciones realizadas? ¿Usamos indicadores proactivos adecuados? ¿Qué puedo hacer si veo que todos los años tengo más accidentes en marzo? Son ejemplos de preguntas que nos ayudarán de cara a mejorar la cultura preventiva de nuestra organización.

4. Herramientas para la conversión de datos en conocimiento

Por último, para poder llevar a cabo todo este proceso de forma exitosa es indispensable disponer de:

  • Un sistema de captura de datos adecuado que nos permita garantizar la fiabilidad y validez de los datos obtenidos.
  • Objetivos alineados con la estrategia de la organización.
  • Un cuadro de mando que nos permite realizar un seguimiento adecuado de los indicadores asociados a los objetivos.
Cuadro de mando para convertir los datos en conocimiento
Ejemplo de cuadro de mando para realizar el seguimiento de los indicadores

En próximos artículos te iremos dando una serie de consejos para el desarrollo de indicadores eficaces en cultura preventiva que te ayuden a diseñar un cuadro de mando realmente efectivo.

No dudes en contactar con nosotros si quieres empezar a convertir los datos en conocimiento. Asesoramos a las organizaciones a establecer un sistema eficaz de reporting y seguimiento de la Seguridad y Salud Laboral.

Scroll to top